El telescopio espacial Euclid listo para resolver los misterios de la materia oscura

Representación artística de la misión Euclid en el espacio. Créditos: ESA.

El telescopio espacial Euclid de la ESA comienza hoy su exploración del Universo oscuro. Durante los próximos seis años, Euclid observará miles de millones de galaxias a lo largo de 10.000 millones de años de historia cósmica. 

1567214287853 ESA Euclid EDF EWS all sky Eq 625
Mapa del cielo con las regiones que observará el telescopio Euclid en azul. Créditos: ESA.

Euclid, uno de los telescopios espaciales más precisos y estables jamás construidos, fue lanzado el 1 de julio de 2023. Durante sus primeros meses en el espacio, equipos de toda Europa encendieron, probaron y prepararon la misión para observaciones científicas rutinarias. Sin embargo, estas observaciones científicas “rutinarias” no son pan comido.

Uno de los puntos fuertes de Euclid es que puede observar una amplia zona del cosmos de una sola vez. Esto es crucial para una misión cuyo objetivo principal es cartografiar más de un tercio del cosmos en seis años.

Euclid seguirá un modo de observación denominado “paso y mirada”. Esto significa que el telescopio observará fijamente una zona del cosmos durante unos 70 minutos, produciendo imágenes y espectros, y después tardará cuatro minutos en desplazarse a la siguiente zona. Durante toda su misión, Euclid realizará más de 40 000 de estos “apuntes”.

“El número de galaxias que Euclid puede observar en una observación es enorme, gracias a su mirada atenta al cosmos, a su largo tiempo de exposición y a su sensibilidad”, explica Roberto Scaramella, científico del Instituto Nacional de Astrofísica (INAF) de Italia, y jefe del grupo de observación del consorcio desde el comienzo de la misión.

La visión 3D más completa hasta el momento

Roberto tuvo que asegurarse de que el sondeo se diseñara de forma que cumpliera los objetivos científicos. Uno de los principales objetivos de Euclid es medir con más detalle que nunca las formas de miles de millones de galaxias a lo largo de miles de millones de años de historia cósmica, para proporcionar una visión tridimensional de la distribución de la materia oscura en nuestro Universo.

“Para estudiar las distorsiones individuales de las galaxias por la materia oscura, necesitamos observar al menos 1.500 millones de galaxias. Euclid observará las formas de unas 50.000 galaxias con la precisión necesaria en una sola toma, y detectará muchas más débiles”, añade Roberto.

Euclid ha iniciado hoy oficialmente su sondeo. Está previsto que el telescopio observe una zona de 130 grados cuadrados -más de 500 veces la superficie de la Luna llena- durante los próximos 14 días. Esta mancha se encuentra en la dirección de las constelaciones de Caelum y Pictor, en el hemisferio sur. 

Octavio Alonso