España: primer país en trasplantar un corazón en asistolia a una bebé

Agencia SputnikEl Hospital Gregorio Marañón de Madrid ha realizado el primer trasplante infantil del mundo con un donante en asistolia, es decir, aquel que lleva unos minutos parado, y con incompatibilidad sanguínea con su donante.

© Foto : Cortesía del Hospital Gregorio Marañón
Naiara tan solo tiene dos meses de vida, pero se acaba de convertir en la primera bebé del mundo en recibir un trasplante de corazón de un donante en asistolia (corazón parado) y grupo sanguíneo incompatible. La historia de Naiara ha resultado ser un sorprendente caso de superación para los médicos.
Antes de nacer ya habían detectado problemas en su corazón por lo que su madre fue derivada al Área del Corazón Infantil del Hospital Gregorio Marañón, como centro de referencia nacional para cardiopatías congénitas desde el feto. En el centro se hizo todo el seguimiento, pero la situación fue empeorando y hubo que adelantar el parto dado que el corazón de Naiara estaba en una situación muy difícil.
Había pocas posibilidades de encontrar un donante con esa edad. Así se lo comunicaron los sanitarios a los padres. Sin embargo, gracias a la generosidad de otros padres «llegó la oportunidad y un corazoncito para Naiara», subraya Manuela Camino, jefa de la Unidad de Trasplante Cardiaco Infantil del Hospital Gregorio Marañón, en una nota de prensa enviada por el centro.
El trasplante de corazón de Naiara supone dar mayor esperanza a niños con enfermedades muy graves - Sputnik Mundo, 1920, 17.05.2021
El trasplante de corazón de Naiara supone dar mayor esperanza a niños con enfermedades muy graves
Tal y como aseguran los doctores del Gregorio Marañón, el caso de la pequeña Naiara es único en el mundo por tres motivos. Por un lado, por tratarse donante y receptor de niños de muy pequeño tamaño; porque el injerto cardiaco, obtenido con el procedimiento descrito, se implantó tras varias horas de isquemia fría en un centro alejado del hospital donante, algo excepcionalmente descrito; y por tratarse de un trasplante AB0 incompatible (entre dos niños con grupo sanguíneo incompatible), lo que aumenta aún más su complejidad.
Este hecho, insólito hasta el momento, hubiera sido impensable hace apenas tres años, puesto que hasta 2018 este hospital público madrileño no inició en España el programa que permite realizar trasplantes de corazón en niños con grupo de sangre incompatible, sumándose ahora a que, por primera vez en nuestro país se haya realizado un injerto cardiaco de donante en asistolia en una niña de tan solo dos meses de edad. «Este tipo de trasplante supone dar mayor esperanza a niños con enfermedades muy graves, ya que podemos recuperar un órgano tan importante como un corazón que estaba parado», explica José Ángel Zamorano, perfusionista del Hospital Gregorio Marañón.