Estos son los mayores y más mortíferos terremotos de la historia

AdobeStock 408852488

Se cumple un mes del seísmo que ha sacudido Turquía y Siria, que se ha cobrado más de 50.000 vidas. Desde que existen registros, el terremoto con más víctimas del que se tiene constancia ocurrió en China en 1556, con cerca de 830.000 fallecidos, mientras que en Chile se detectó en 1960 el de mayor magnitud: 9,5. Los cinco más fuertes se asocian con devastadores tsunamis.

Los mayores y mas mortiferos terremotos de la historia
El terremoto y posterior tsunami que arrasó las costas de Sumatra en 2004 figura entre los cinco de mayor magnitud y con más víctimas de la historia. / U.S. Navy/Philip A. McDanie

El 6 de febrero de 2022 la tierra tembló en el sureste de Turquía. La activación de varias fallas en la región generó dos eventos destructivos de magnitudes M7,8 y M7,5 que han causado más de 50.000 fallecidos, incluidos varios miles en la vecina Siria. Se suman al largo registro histórico de víctimas por este tipo de catástrofes naturales, donde se unen factores geológicos y humanos.

“La magnitud de un terremoto es una medida de cuánto se rompe la falla, lo que llamamos la ‘ruptura’ sísmica. Cuanto mayor es la magnitud, mayor y más larga será la ruptura de la falla”, explica a SINC la geofísica Susan Hough del Servicio Geológico de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés).

La escala más utilizada por los sismólogos para calcular la dimensión de los terremotos es la magnitud del momento (Mw), una medida del tamaño de la superficie de ruptura y la cantidad de desplazamiento, lo que a su vez refleja la energía liberada.

“Cuando se produce el seísmo, se fractura el suelo a lo largo de la falla –apunta Hough–. Esta puede romperse a unos 3 kilómetros por segundo, lo que significa que si una falla de 200 km lo hiciera en toda su longitud, la sacudida podría durar entre 60 y 70 segundos. Cuanto más larga es la ruptura, más energía se libera”.

La magnitud de un terremoto es una medida de cuánto se rompe la falla, pero los daños dependen de cuántas personas están expuestas a las sacudidas fuertes y lo resistentes que sean las construcciones

Susan Hough (USGS)

“Pero la intensidad con la que se sienten las sacudidas (medida con escalas como la de Mercalli) no solo dependen de la magnitud –subraya–, también de otros factores, como el tipo de roca o suelo subyacente, cómo están construidos los edificios y la proximidad a la ruptura (no lo cerca que estés del epicentro)”.

A medida que la energía generada por el seísmo viaja por la corteza, se dispersa. Por eso, si una falla es más profunda, las sacudidas son menos fuertes cuando llegan a la superficie, aunque la magnitud sea alta. El terremoto de Turquía, por ejemplo, se ha producido en una falla de deslizamiento más superficial, de unos 200 km, y una gran zona ha quedado expuesta a fuertes sacudidas.

Hough señala que la energía radiada por un terremoto depende de cómo se mueva la falla y de si la ruptura es suave o brusca, y recuerda que los daños dependen del entorno local construido: cuántas personas están expuestas a las sacudidas fuertes y lo resistentes que sean las estructuras, dos variables que han influido en el número de víctimas.

Aunque los datos varían y se actualizan dependiendo de las fuentes, según el USGS, estos son los terremotos que han causado más muertes a lo largo de la historia, y los seísmos más fuertes o de mayor magnitud registrados hasta ahora. Se indica la fecha, el lugar, la magnitud y el número de personas fallecidas, una cifra detrás de la que se esconden miles de tragedias personales.

Los cinco terremotos más mortíferos de la historia

23/01/1556 – Shaanxi (China) – M8 – 830.000 muertos

El mismo año que accedió al trono el rey Felipe II en España, se produjo un gran terremoto cerca de Huaxian, a unos 80 km de Xi’an, la capital de la provincia china de Shaanxi. Se registraron daños a más de 800 km de distancia. Se produjeron fisuras en el terreno, levantamientos, hundimientos e incluso la licuefacción del suelo, con emisiones de arena y agua a borbotones.

En la mayoría de las ciudades afectadas se derrumbaron las murallas, los templos, los almacenes y casi todas las casas, atrapando a sus habitantes. Aunque el número de soldados y civiles muertos confirmados fue de unos 830.000, la cifra de los que no se pudieron identificar fue incontable. Se considera el terremoto más mortífero de la historia.

67bfc259d0aae721803d448b28968d58589698edw
Más de un millón de personas han perdido la vida en China a causa de los terremotos a lo largo de su historia. / EFE/Antonio Broto

12/01/2010 – Puerto Príncipe (Haití) – M7 – 316.000 muertos

Aunque algunas estimaciones sugieren un número de víctimas menor, las autoridades señalaron 316.000 muertos, 300.000 heridos, 1,3 millones de desplazados, 97.294 casas destruidas y 188.383 dañadas en la zona de Puerto Príncipe y en gran parte del sur de Haití.

Se observaron levantamientos en algunas costas de la zona y hundimientos en otras. Además de en la vecina República Dominicana, el seísmo se sintió en otros países como Cuba, Puerto Rico, Venezuela, Colombia y el sur de EE UU.

 
EscombrosBelAir5
Escombros en las calles del barrio de Bel-Air, en Puerto Príncipe, tras el terremoto de Haití de 2010. / Marcello Casal Jr/ABr

27/07/1976 – Tangshan (China) – M7,5 – 242.769 muertos

A pesar de la cifra oficial de 242.769 víctimas mortales que ofrecieron las autoridades chinas, otras fuentes estiman que el total de personas fallecidas por este terremoto pudo elevarse a 655.000. Se produjeron unos 799.000 heridos y grandes daños en la zona de Tangshan, en la provincia de Hebei.

La mayor parte de los edificios industriales, residenciales, estaciones de agua y líneas de alcantarillado fueron destruidas o gravemente dañadas. Las ondas sísmicas llegaron a alcanzar a construcciones que se encontraban a más de 150 km del epicentro y se sintieron en Pekín. En 2010 el director Feng Xiaogang realizó un homenaje a las víctimas de la catástrofe en su película Aftershock (Tangshan Dadizheng).

Tangshan Earthquake Memorial
Monumento conmemorativo del terremoto de Tangshan. / Chenxing Dong/Alexis Rondeau

11/10/1138 – Alepo (Siria) – M7,1 – 230.000? muertos

La ciudad siria de Alepo ha sido una de las afectadas por el terremoto de 2023 con epicentro en Turquía, pero a lo largo de su historia ha sufrido muchos más. El más mortífero ocurrió hace nueve siglos. Tras una pequeña sacudida el día anterior, el 11 de octubre de 1138 ocurrió el seísmo principal.  Se derrumbaron las murallas, las piedras cayeron sobre las calles, se destruyeron las casas y murieron cientos de residentes. La cercana ciudadela de Harem construida por los cruzados y otros fuertes musulmanes también fueron destruidos.

El número de 230.000 muertos de aquel terremoto lo indicó el historiador Ibn Taghribirdi  en el siglo XV, pero otras fuentes consideran que se produjo una confusión y esa cifra en realidad correspondería al gran seísmo que asoló el 30 de septiembre de 1139 la ciudad de Ganja (Azerbaiyán), rebajando a 130.000 los fallecidos en Alepo.

 
cda61e7932d48966487bb7af69446c4ceff96ec8w
Artistas sirias pintan restos de un edificio derrumbado en el norte de Siria, una región castigada por los terremotos desde hace siglos. Con este gesto llaman la atención del sufrimiento de las personas desplazadas por el último seísmo y la falta de ayuda internacional. / EFE/EPA/Yahya Nemah

26/12/2004 – Sumatra – M9.1 – 227.898 muertos

Con epicentro, hundimientos y corrimientos de tierra en Sumatra, en Indonesia, las autoridades del país llegaron a calcular cerca de 286.000 fallecidos por este terremoto y el posterior tsunami, aunque luego redujeron su estimación. El seísmo se sintió en países como Bangladesh, India, Sri Lanka y Tailandia.

El tsunami causó más víctimas que ningún otro en la historia y se registró en casi todo el mundo con mareógrafos de los océanos Índico, Pacífico y Atlántico. La película Lo Imposible del director Juan Antonio Bayona está basada en la trágica experiencia de una doctora y su familia tras aquel tsunami.

10730708624 2b558826b2 k
Secuelas del terremoto y tsunami en Indonesia en 2004. / AusAID

Los cinco terremotos de mayor magnitud

22/05/1960 –Valdivia (Chile) –1.655 muertos – M9,5

Es el terremoto más fuerte registrado hasta ahora. La mayoría de las 1655 víctimas y gran parte de los daños se debieron a enormes tsunamis a lo largo de la costa de Chile desde Lebu hasta Puerto Aisén (una zona de ruptura de unos 1000 km de largo) y en amplias zonas del Pacífico. En Puerto Saavedra, por ejemplo, las olas alcanzaron alturas 11,5 m y arrastraron restos de casas hasta 3 km tierra dentro.

Los tsunamis asociados causaron decenas de muertos y graves daños en Hawái (EE UU), Filipinas y Japón, donde llegaron olas de más 5 metros al día siguiente. En total, unas 2.000.000 de personas se quedaron sin hogar. El desastre no fue mayor gracias a que el terremoto se produjo a media tarde en Chile, la población ya estaba alerta por una serie de temblores previos y muchas construcciones estaban preparadas frente a los movimientos sísmicos.

28/03/1964 – Sur de Alaska – 131 muertos – M9,2

El mayor terremoto de Norteamérica –también conocido como el de Viernes Santo por ocurrir ese día–, y el tsunami que le siguió se cobraron más de un centenar de vidas (122 por el tsunami y 9 por el terremoto), además de causar cuantiosas pérdidas materiales. Anchorage, a unos 120 kilómetros al noroeste del epicentro, sufrió los daños más graves, con unas 30 manzanas de viviendas, escuelas y edificios comerciales destruidos.

El terremoto provocó desplazamientos verticales en un área de unos 520.000 km2, entre unos 11,5 m de elevación y 2,3 m de hundimiento con respecto al nivel del mar, principalmente entre la isla de Kodiak y Price William Sound. La sacudida generó un tsunami que devastó muchas ciudades a lo largo del golfo de Alaska y dejó graves daños en la costa oeste de Canadá y EE UU.

26/12/2004 – Sumatra (Indonesia) – 283.000 muertes – M9,1

Este terremoto y su destructivo tsunami asociado, documentado por mareógrafos en casi todo el mundo, aparece entre los cinco mencionados más mortíferos de la historia.

11/03/2011 – Honshu (Japón) – 15.703 – M9,1

Más de 15.000 muertos, 4.647 desaparecidos, 5.314 heridos, 130.927 desplazados y al menos 332.395 edificios, 2.126 carreteras, 56 puentes y 26 vías férreas destruidos o dañados fueron el balance de este terremoto y el tsunami que afectó a toda la costa este de la gran isla japonesa de Honshu. La mayoría de las víctimas y los daños se produjeron en Iwate, Miyagi y Fukushima a causa del tsunami, que se extendió por todo el Pacífico.

Las pérdidas económicas en Japón se estimaron en 309.000 millones de dólares. Se interrumpieron los suministros de electricidad, gas y agua, las telecomunicaciones y el servicio ferroviario, y varios reactores nucleares resultaron gravemente dañados en la central de Fukushima, en uno de los peores accidentes de este tipo tras el de Chernóbil.

04/11/1952 – Kamchatka (Rusia) – 2.336? muertos – M9,0

Tras un fuerte seísmo en la península rusa de Kamchatka, se produjo un tsunami que generó olas de hasta 15 metros de altura, causando grandes pérdidas en esta región y las islas Kuriles. Algunas fuentes calculan que la catástrofe dejó entre 10.000 y 15.000 muertos, pero oficialmente fueron 2.336.  Las olas llegaron por el Pacífico hasta Japón, EE UU, Perú, Chile y Nueva Zelanda, aunque los mayores daños se produjeron en Hawái.  

En el asentamiento ruso de Severo-Kurilsk, olas de entre 15 y 20 metros golpearon la costa en distintos momentos. La mayoría de los habitantes huyeron a tierras más altas antes de la primera, pero muchos regresaron y les alcanzó la segunda. El 39 % de los habitantes perecieron. Las olas del tsunami pueden llegar a la costa con horas de diferencia. Ahora los responsables de emergencias aconsejan a los evacuados que se mantengan alejados hasta recibir el aviso oficial para regresar de forma segura.

Fountain: Enrique Sacristán/SINC